Academia de condominio – Consejos para montar su casa

Academia de condominio – Consejos para montar su casa

Academia de condominio - Consejos para montar Las academias en condominios crecen cada día, porque facilitan el día a día del habitante y valoran el inmueble. Saber cómo montar la academia y cómo entrenar en ella es esencial para que el espacio no dé dolor de cabeza a los moradores.

Si tener una academia fuera fácil todos tendrían una en casa, pero los gimnasios requieren atención, cuidado y mantenimiento que van desde la hora de montar a su uso en el día-a-día.

Doy clases y muchas veces, en gimnasios de condominio. Con eso ya he visto de todo: de gimnasios profesionales a gimnasios mega improvisadas, lo que muchas veces termina convirtiéndose en un trastorno para los moradores.

Cómo montar una academia en mi condominio?

– Buscar: antes de montar la academia busca saber quiénes son las personas que entrenarán en el local, si son jóvenes, ancianos, se buscan salud, estética, actividades funcionales, entrenamiento tradicional… Saber quien va a usar la academia facilita en el montaje y garantiza la inversión correcta;

– Tamaño: Algunos sitios indican un mínimo de 50 m², yo diría que depende de muchas cosas, por lo que hacer una investigación con los residentes antes es esencial. Una sala de aparatos funcionales es mucho menor comparada con una sala con aparatos convencionales. El número de habitantes también impactará en la decisión.

 academia de condominio – Cotización: Hay muchas empresas que ofrecen diversos tipos de aparatos para gimnasio en condominios. Los precios y los servicios pueden variar mucho, saber negociar es fundamental. Algunas empresas ” espermat ” ofrecen un porcentaje de la cotización para el responsable de la compra. (Famoso ” ayuda que te ayudo “) disminuyendo la calidad y encarando los equipos. Estén atentos, he visto yo mismo

– Equipos: Conocer los equipos a comprar es fundamental. Hay varios tipos de aparatos, marcas y utensilios que deben ser llevados en cuentas antes de la compra. Aquellas famosas máquinas multiuso normalmente, son pésimos negocios, pues sólo se puede hacer una cosa a la vez lo que genera cola. Además, nunca son buenas para hacer todos los ejercicios que prometen y en algunos casos la articulación no gira junto con el eje dejando el ejercicio incómodo (corriendo riesgo de lesiones).

Algunas veces vale la pena contratar a un profesional para hacer ese trabajo, pues eso ahorrará dinero y creará una academia más productiva. Las empresas ofrecen este servicio, pero a menudo abusan de la inocencia de los residentes y empujan aparatos que están parados.

Si quieren más algunos consejos específicos o quieren dar algún consejo dejar que los comentarios

Vea cómo entrenar en un gimnasio de la comunidad:. formación en el condominio gimnasio

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *